jueves, 31 de diciembre de 2015

¿Cómo me siento?



¿Cómo me siento?
Cansada de estar sola, de pasar el tiempo imaginando y escribiendo historias de amor y desamor que nunca llegan.
Fatigada de perseguir un fantasma carente de alma y vida.
Exhausta de escribir mis sentimientos por alguien inexistente, lejano y distante.
Me siento simplemente agotada de esperar y de soñar.

Feliz año nuevo


El año está por terminar y quiero desear a todos mis amigos y lectores un hermoso fin de año y que inicien el 2016 de la mejor manera.
Pido a dios que el año nuevo venga cargado de bendiciones, dicha, amor y mucha salud.
Mi deseo es que todo lo que anhelan se vuelva realidad.
Feliz año para todos.


Parte 16 Entre la realidad y las fantasías de Patsy

Capítulo anterior

Terminó lo más rápido posible en la cocina, dispuso la mesa de manera que cada uno tuviera un lugar en ella. Echó un último vistazo, no faltaba nada.
¡Por dios, es tardísimo! -pensó al ver la hora en el reloj- Apenas tenía para una ducha rápida y arreglarse a toda prisa. Esteban no tardaría en llegar, era un hombre muy puntual.
Él llegó con un hermoso ramo de rosas blancas que despedían un exquisito aroma que tenuemente perfumó el ambiente. Pat sorprendida y llena de emoción -como si fuera la primera vez que alguien tuviera el lindo detalle de regalarle flores- las tomó entre sus manos llevándolas hacia su pecho, mientras que en muestra de agradecimiento le obsequió una gran sonrisa y un tierno beso en la mejilla al apuesto galán.
Sin tanto preámbulo ni formalidad se condujo al hombre al el comedor, La mesa cubierta con un mantel inmaculadamente blanco sobre el cual estaban acomodados finamente los lugares para cada miembro de la familia y el invitado. Al centro un diminuto florero, -con unas cuantas flores cortadas del jardín- una charola de pan y una jarra de espumoso y humeante chocolate.
El desayuno fue todo un éxito, la madre de Pat, cocinaba delicioso y sus guisos siempre recibían muchos halagos por parte de los comensales; el sazón de ella era la envidia de la tía amargada de la familia, que no dejaba pasar oportunidad para criticarlos.
Después del desayuno pasaron a la sala donde Don Guillermo, tuvo un buen rato para conversar con Esteban, mientras Pat ayudaba a su madre a levantar la mesa y lavar los platos -cosa que no hacía nada feliz a la chiquilla consentida-
Era domingo y la familia tenía la costumbre de asistir a misa después del desayuno, por lo que el padre de Pat, se dirigió a Esteban para invitarlo a acompañarlos a la iglesia, él sin pensarlo asintió. Nadie preguntó si él era creyente o si tenía por costumbre asistir a la iglesia, lo cierto es que acompañó a la familia sin poner ninguna resistencia no hacer comentario alguno. -quizá solo fue sin protestar para quedar bien con los padres de ella-
Patsy a pesar de su corta edad, no estaba muy de acuerdo con los asuntos religiosos, a pesar de haber asistido siempre a un colegio de monjas. Ella sobre llevaba este aspecto con paciencia para no contradecir a sus padres ni tener problemas.
Después de misa, Esteban pidió permiso para llevar a pasear a Pat, prometiendo llevarla de regreso a casa antes de las seis de la tarde. Para sorpresa de ella, sus padres no pusieron ninguna objeción. Así pues la pareja tomada de la mano se alejó.
El día estaba frío pero aún así se prestaba para pasear por la ciudad sin rumbo fijo. Hicieron un recorrido algo apresurado por los sitios de interés de la hermosa ciudad, aunque ella ya conocía todos esos lugares, por primera vez notó lo hermosos e interesantes que eran. -Llama la atención darse cuenta de que cuando pasas con tanta frecuencia por ciertos lugares, dejas de apreciar su belleza y les restas importancia-
Parados frente a la catedral, Esteban miró a los ojos a la pequeña, le tomó las manos y le dijo con toda seriedad
- Aquí nos vamos a casar algún día-
Pat no dijo nada, se quedó mirándolo al tiempo que trataba de comprender y asimilar bien aquellas palabras...

martes, 29 de diciembre de 2015

Adiós 2015



¡Se fue un año más! sólo faltan dos días para que termine el 2015, y aquí estoy, haciendo una evaluación de todo los acontecimientos vividos, puedo decir que fue un buen año a pesar de seguir sintiendo nostalgia por mis amores que se fueron, y no pudieron acompañarme en estos últimos doce meses de mi vida.
Los últimos meses fueron increíbles y  me dejaron enseñanzas positivas y experiencias fabulosas. Inicié el año sin esperanzas, y sintiéndome más muerta que viva, pero desde los primeros días del nuevo año, comencé a recibir grandes e invaluables regalos por parte de la vida.
Reí a carcajadas, como hace mucho que no lo había hecho.
Canté y baile como una adolescente feliz.
Lloré como una magdalena mis pérdidas y frustraciones.
Conocí el amor desde una perspectiva diferente y totalmente nueva para mí.  
Cometí mil errores y juro que los volvería a cometer porque aprendí mucho de ellos.
Me permití salir de mi burbuja para conocer personas que al final resultaron ser de lo mejor que había conocido en mi vida.
El 2015 en este momento puedo decir que, fue maravilloso porque me brindó las oportunidades que necesitaba para permitirme vivir plenamente y sin miedos.
Faltan sólo dos días para que termine y se  convierta en parte de mi pasado, y pensando que ya no tiene más sorpresas para mi, quiero darle las gracias por todo lo que me dio.
Ahora, gracias a lo que aprendí de él, puedo mirar hacia adelante y recibir el 2016 con la esperanza y la ilusión de que al igual que éste año que termina me llenara de salud, amor y bendiciones.

domingo, 27 de diciembre de 2015

No es tarde.



No llegué tarde amor, Dios me trajo a ti cuando le hacía falta una ilusión a tu vida.
Aparecí cuando tu labios necesitaban un beso y tu piel una caricia.
No vine a destiempo corazón, la vida me mando para darte el amor que te debía.

¿Y si...?


No voy a dejar de amarte pero, vivo en el intento de olvidarte.
Y si te olvido... ¿quién te dará el inmenso amor que por ti siento?

No voy a dejar de amarte pero, aún así debo alejarme.
Y si me alejo... ¿Quién con tanta pasión la piel va a tocarte?

No voy a dejar de amarte pero, voy a dejar de idealizarte.
Y si dejo de elevarte... ¿Quién día y noche ha de soñarte?

No voy a dejar de amarte pero, ya no he de escribirte
Y si dejo de escribirte... ¿Quién su amor con letras podrá contarte?

No voy a dejar de amarte pero, estoy luchando por no llamarte.
Y si dejo de hablarte... ¿Quién va a acariciarte el alma con su voz?

No voy a dejar de amarte pero, es tiempo de dejar de adorarte.

miércoles, 23 de diciembre de 2015

Renacer.



Después del cataclismo en su vida... tinieblas y aterradora desolación;  días interminables, húmedo, salados de luz a luz. Siete lunas de soledad pasaron, siete lunas de frustración y rebeldía  hacia la vida, la suerte y hasta contra Dios...
El dolor no pasa, cada día se entiende menos  ¿qué fue lo que pasó? ¿porqué se dieron las cosas de esa manera? en la cabeza se vuelven insistentes las mismas preguntas,  pero no hay respuestas, sólo tormento, sólo ganas de dormir hasta que el dolor haya pasado o el olvido haya llegado, pero el insomnio le hizo presa de sus garras, imposible dormir, imposible no despertar.
La vida sigue su curso, no hay nada que la detenga, el corazón sigue latiendo  y cada respiración  recuerda que el cuerpo sigue vivo; sigue en este mundo y en su momento  no hubo nada que pudiera  hacer para cambiarlo. El tiempo parecía hacerse eterno confabulándose  con la ausencia y el abandono, hiriéndole  a cada segundo el corazón, haciéndolo  sangrar a borbotones, pero ni así encontró la muerte.
Una vez más la vida le ponía a prueba y la obligaba a ser fuerte, nuevamente la  esfera perfecta y cómoda se rompió, otra vez a flotar en medio de la nada, otra vez en caída libre y sin red que la  detuviera, pero, ¿quién dijo que quería ser fuerte? ¿quién dijo que era capaz de pasar semejante prueba por segunda vez? No hay respuesta, no sabe si la haya... sólo hay silencio.
Y como siempre, como cada vez que el mundo parece caerse a pedazos, no quedó más remedio que desempolvar aquel horrible  vestido que permanecía olvidado en la maleta de lo que no sirve, de lo que estorba, de lo que  se guarda más por obligación que por gusto; y volvió  a vestirse de resignación, de conformismo disfrazado de sonrisas.
La gente alrededor no entiende, no sabe. -Sólo juzga- no saben lo que se hace para protegerse  de la vida que irónica juega y se ríe. Se defendió  como pudo, como dios le dio a entender que debía hacerlo. La gente... ella que diga y piense lo que quiera, que al final es como decía mi padre: "Nadie sabe lo que trae el morral, sólo el que lo trae cargando"
Llegó el invierno frío, pero no eran las temperaturas de la estación las que congelaban el alma y hasta los huesos, eran la pérdida y la soledad, era la ausencia de aceptación y olvido; pero el corazón se niega a dejar de latir, se resiste a quedar sin vida. 
Diciembre con sus colores y sus festejos  (que hoy parecen absurdos y molestos) anuncia el fin y el inicio de un año más pero  a diferencia de otros, no hay propósitos, no hay sueños, no hay ganas de seguir adelante, una parte de ella  está gangrenada, está mutilada en medio de una soledad que no llena nadie, ni los hijos ni los amigos, ellos ocupan otra parte del corazón, pero no lo llenan todo, ellos son incapaces de traer de regreso la alegría íntegra de días de antaño.
Es Enero... La frialdad del ambiente hace tiritar el cuerpo, las manos tiemblan; tengo frío -se dijo a sí misma- ¿Qué sigue ahora? el futuro parece incierto -siempre lo es- pero en ese momento parecía ser aún más dudoso que en otros tiempos.
La luna sigue al sol y el sol a la luna en cíclica y pesada danza interminable; La monotonía en escala de grises pinta el panorama, el tic tac del reloj se torna cansado y aburrido, agranda la impaciencia y el deseo de un final que no llega y que se niega a traer consuelo.
Así como en Enero comienza un nuevo ciclo, también en Enero para ella llegó un nuevo comienzo. A lo lejos se encendió una pequeña luz, que al pasar los días se fue acercando y haciendo más intensa,  una luz tan brillante, que impedía mantener los ojos abierto cuando se intentaba mirar. ¿Acaso la vida le regala un nuevo sol a su vida? ¿un sol que le devolvía la luz y el calor que tanto necesita para poder seguir? La vida le ha robado tanto... quizá había llegado la hora de retribuirle con un sólo regalo, parte de todo lo que la había despojado en el pasado.  
Una ilusión llamó a su puerta sin previo aviso, el color de sus mejillas y el brillo en sus ojos volvió. Y volvió a sonreír. El milagro del amor se dio una mañana fría de aquel primer mes del año, para ella, la primavera por primera vez en su vida iniciaba en Enero. No más grises pintando el panorama, hoy los colores regresan más brillantes que nunca. Hoy la vida se hizo un arco iris.
El amor salió de entre la gente con sonrisa tímida y ojos café, su presencia minimizó la majestuosa  arquitectura del lugar. Tenerle frente a ella, así tan cerca y al alcance de sus manos le llenó de felicidad. El alma sintió reconocerlo de inmediato, cómo si le conociera de siempre, como si en otra vida lo hubiera amado intensamente.
La magia no se hizo esperar, no hizo falta más que una mirada para que el sortilegio se apoderara de su ser, haciéndole entregarse en sus brazos. Renacer en un abrazo es privilegio de pocos y ella, regresó de las sombras entre aquellos brazos, que fuertes y cálidos parecían una promesa de amor eterno.
Y siguió persiguiendo la luna al sol en recurrente y alegre danza interminable. La vida y las ganas de vivir regresaron, ya no se siente soledad y desesperación, el amor trajo consigo el bendito consuelo.

Para que no me olvides


martes, 22 de diciembre de 2015

Parte 15 Entre la realidad y las fantasías de Patsy



Aquél lugar seguía guardando la magia y los recuerdos de los momentos pasados  con Anthony, era como algo sagrado y estar ahí con alguien más era como profanarlo, al menos así lo sentía Pat.
Siguieron su camino por las calles empedradas y sitiadas por árboles frondosos rodeados de césped y flores en sus bases, aquel camino parecía como sacado de un cuento de hadas fabuloso construido para enamorados.
Por un largo rato caminaron sin rumbo hablando de mil tonterías y riendo a carcajadas, era increíble la facilidad con la que Pat conseguía sacarle las sonrisas a este hombre que parecía tan serio e incapaz de reír hasta las lagrimas, sin embargo ella parecía enseñarle a ser feliz.
Sus pasos terminaron justo en el mismo lugar donde iniciaran el paseo, o sea la casa de Pat. Parados frente a la puerta la plática continúo por al menos media hora más antes que decidieran entrar.
Se había marchado la tarde -qué rápido parece correr el tiempo cuando se está con esa persona que nos hace sentir tan especiales- Esteban decidió que era hora de marcharse, tomó la mano de Pat entre las suyas se despidió prometiéndole regresar al día siguiente por la mañana para desayunar con ella y la familia.
Apenas cerró la puerta tras él, ella se puso a brincar de la emoción, estaba tan feliz que no pudo contenerse, seguramente Esteban había alcanzado a escuchar los gritos y los saltos, pero ella eso no le importó, de algún modo debía sacar toda esa agitación que le oprimía el pecho.
Necesitaba disfrutar recordando cada mirada, cada roce y cada palabra que se había dado durante la tarde por lo que se retiró a su habitación y recostada sobre la cama se perdió en sus pensamientos. No podía creer que aquel hombre tan guapo, tan diferente y que era muchos años mayor se hubiera fijado en ella.
Pat despertó al alba el clima había cambiado y se sentía un poco de frío por lo que ella después de mirar el reloj se acomodó nuevamente entre las cobijas para disfrutar un poco más de la calidez y comodidad de su cama, había tiempo suficiente antes de tener que levantarse para hacer los preparativos para la llegada de Esteban.
Estaba con los ojos cerrados tratando de visualizar aquel hombre tan atractivo, cuando su madre entró en su habitación para pedirle que fuera a ayudarla con el desayuno, al verse interrumpida golpeó con sus manos la cama, hizo una pequeña rabieta y se incorporó lentamente pretendiendo revelarse antes aquel atrevimiento de su madre, y sabiendo que por más berrinches que hiciera no tenía más remedio que dirigirse a la cocina, se apresuró para terminar con aquella tarea que le resultaba tan desagradable, puesto que a ella desde aquel entonces la cocina le resultaba la faena más detestable que podía existir. 

Feliz navidad 2015


Mis mejores deseos para todos mis lectores en esta navidad.
Un abrazo grande para todos, y que Dios me los llene de bendiciones.

sábado, 19 de diciembre de 2015

Condenada.



Estoy condenada a no tenerle, el corazón lo sabe pero se niega a aceptarlo y se transforma en implacable verdugo que martiriza la conciencia en un intento desesperado por matar toda lógica y razón, y así sin darme cuenta me encuentro disfrutando del dolor que produce saber que nunca ha de ser mío. Amarle se ha convertido en el peor acto de masoquismo al que me he podido someter.
Pero la mente que no se da por vencida, en los pocos momentos de lucidez que consigue darme, me hace ver que el amor ha muerto dejando en su lugar un sentimiento enfermo, que cual ácido carcome el alma, aniquila la esperanza y termina con la vida lentamente. Entonces quiero huir, intento borrar todo recuerdo y desaparecer todo rastro de su cobarde y resignada presencia.
Durante los escasos y mínimos momentos de cordura -que parecen apenas destellos en medio de la densa bruma que crea este infectado sentimiento- Me doy cuenta que el amor es otra cosa.

Hablo de amor.



Yo le hablo de amor, de almas que se unen hasta fundirse en una sola.
Yo hablo de sentimientos, no de carne que se deja llevar por instintos.

Usted ¿de qué me habla?

Estaremos juntos?


¿Algún día estaremos juntos? 
O es que sólo nos uniremos de vez en vez como el sol y la luna cuando en un eclipse consiguen coincidir.

miércoles, 21 de octubre de 2015

Fue...



Fue creativo. O intentó serlo al inventar aquella historia dramática, llena de mentiras que tan ingenuamente le creí. Pero quien habla sólo con verdad suele pensar que los demás no mienten, y Yo… Yo fui sincera, me mostré ante él sin máscara alguna, quería que me amara con todo y mis miserias.

Fue atrevido. O presumió de serlo al abrir la puerta. Me hizo creer que me dejaba entrar en su mundo y en su vida, confiando siempre en esa coraza invisible que le cubría el corazón. Necia de mi que entre de prisa sin darme cuenta que todo era una trampa.

Fue inteligente. O creyó serlo al no prometer nunca nada. Sus labios jamás pronunciaron juramento alguno, supuso que los “te amo”  que tantas veces  me dijo no podrían ser usados en su contra, pensó como tantos que las palabras se las lleva el viento. Pero decir te amo implica compromiso, al menos para quien conoce y entiende el significado real de esas palabras.

El amor es cosa seria y de almas grandes. De corazones valientes dispuestos a arriesgarlo todo, pero Él… Él fue un cobarde. Y demostró serlo al jugar conmigo.

martes, 20 de octubre de 2015

Pensando.



Pienso… Estoy cansada de pensar, y el cerebro fatigado, quiere rendirse, quiere suicidarse de una vez por todas, porque no le encuentra el sentido a permanecer girando perdido en los mismos razonamientos absurdos e ilógicos que no llevan a ningún lado.

Entonces, sin más, llega el día en que parece que respirar estorba –Respirar duele- y el instinto de supervivencia me obliga a intentar adulterar la realidad pintándola de esperanzas un tanto añejas,  guardadas en viejos botes que amontone en algún rincón por si se llegaban a necesitar.

Y llega el día en que quisiera ser otra mujer.  Myriam, Rosa o Guadalupe; el nombre es lo de menos, lo que realmente cuenta es que desearía simplemente ser otra mujer, con una vida diferente, con otra suerte, con otros sueños y con otro amor -aunque quizá no lo merezca.- Pero sé que lo merezco más que otras.

El amor se torna cada vez más ajeno y distante. El amor resulta cada vez más quimérico e inalcanzable. El sentido de la vida se va perdiendo y así sin darme cuenta se me van yendo los días, entre nostalgias, lágrimas, anhelos  y recuerdos.

martes, 13 de octubre de 2015

Pecado



¿Pecado amarte?
Pecado es no agradecer la bendición de haberte conocido.
Pecado es dejarte ir sin haberte dado mi vida.
Pecado es ocultar un amor grande y puro como el mío.
Y ya no quiero seguir pecando.

jueves, 20 de agosto de 2015

Como siempre.



Y como siempre, como cada vez que el mundo parece caerse a pedazos, no quedó más remedio que desempolvar aquel horrible  vestido que permanecía olvidado en la maleta de lo que no sirve, de lo que estorba, de lo que  se guarda más por obligación que por gusto; y volvió  a vestirse de resignación, de conformismo disfrazado de sonrisas. 

Fragmento de Renacer.

martes, 18 de agosto de 2015

Eternamente




Nuestras almas fueron creadas para amarse eternamente.
Mil siglos han pasado, mil vidas hemos vivido, mil muertes nos han tocado. En cada reencarnación: otra época, otro rostro, otro nombre, pero siempre las mismas almas llegando a la cita para seguirse amando.
La historia a fin de cuentas siempre ha sido la misma con diferentes escenarios, siempre un hombre y una mujer amándose por encima del mundo, pero... ésta vez algo falló, llegamos a tarde a la cita, pero en las estrellas está escrito nuestro destino y aquí estamos llenos de miedo, intentando alcanzarnos y amándonos al final del camino.
Nuestra misión es repetir la historia una y otra vez, venciendo cualquier obstáculo por difícil que éste sea, en tanto no llegue el día del juicio final.

jueves, 13 de agosto de 2015

Súplica.





¡Esta noche no por favor!
Esta noche di que me amas aunque no sea verdad.

Mañana habrá nuevamente luz en mi vida
o fingiré que la hay;
mañana una vez más tendré fuerzas
para pelear contra el mundo, la gente y mis sentimientos
para que nadie sepa de mi soledad.

En cuanto salga el sol detéstame como siempre
pero hoy, ¡ayúdame a pasar la noche!

Acaríciame el alma con palabras falsas,
engáñame te lo suplico
porque ésta noche la soledad me ha vencido,
en éste momento necesito sentirme amada.

Déjame soñar que eres el príncipe de mi cuento
¡rescátame un momento!

En cuanto los primeros rayos de luz entren por mi ventana
habrá terminado el sueño.
Tú no habrás de recordarlo nunca.

Yo de vez en vez he de recordarlo en noches como esta
en las que logré aniquilarme la soledad.

miércoles, 12 de agosto de 2015

Ocaso.



Tantas primaveras y veranos sin ti, sin saber que existías, y sin embargo me pase la vida esperando... siempre esperando; guardando lo mejor de mí, de mis sentimientos, mi pasión y mi alma, como si de alguna manera supiera que llegarías.

La espera inconsciente vestida de esperanzas, se consagró a bosquejar rostros tejer sueños y a bordar anhelos. De algún modo sabía que vendrías. No sabía cuándo, no sabía cómo ni de donde llegarías, sólo sabía que un día cualquiera surgirías de entre la gente.

 Te esperaba en primavera cuando la alegría y la energía desborda, pero llegaste en invierno cuando el frío cala, cuando el paisaje es gris y bajo la nieve la vida parece haber llegado a su fin. llegaste al ocaso de mi existir, cuando la luz se apaga, cuando los destellos rojos en el cielo anuncian la oscuridad, llegaste cuando ya no sobra tiempo.

Quiéreme hoy antes que el ultimo fulgor se extinga. Tómame ahora, aunque el rostro y el cuerpo luzcan arrugas y cicatrices -son los trofeos que le gane a la vida-. Ámame hoy, el amor no tiene pliegues; sigue joven, sigue fuerte, sigue intacto.

Ven, he dejado la puerta abierta, aún podemos amarnos en el ocaso de nuestras vidas. Ven que no me queda duda alguna que en otra vida Tú y Yo nos hemos amado, de otro modo no entiendo porque te he esperado tanto.

martes, 11 de agosto de 2015

Lo mío...


Estoy tratando de crear un sortilegio con dibujos y letras que me permita hechizar tu mente, para después poder entrar en tu alma. Pero lo mío no pasa de ser tinta y papel.

Lo mío no pasó de ser un borrador mal hecho en el que escribo y borro mil veces buscando la perfección de un cuento con final feliz.

Contigo lo mío es un monólogo que ambiciona ser novela. 

lunes, 10 de agosto de 2015

Demencia



Aquí me tiene usted tratando de conquistar su fotografía; imaginando que me mira, le coqueteo y le guiño el ojo en un intento descabellado por ver cómo es que su semblante se sonroja -Le he visto avergonzado un par de veces-  y es que se ve tan guapo con su carita ruborizada, parece un niño travieso, ingenuo y tierno.

Usted me ha hecho perder la razón, al grado de pasar horas enteras hablando con su retrato como si en verdad me escuchara; Le cuento las cosas simples de mi día, le hablo de mis deseos, de mi inquietud, y de mis miedos. Le expongo mis quejas tontas, le hablo de lo rebelde de mi cabello ó que se me ha quebrado una uña... y a ratos hasta me parece que usted se ríe de mis locuras. Aún así le dedico hasta mi canto.

Ha llegado a tal extremo la locura y el delirio que usted me provoca, que aquí me tiene intentando hacerle el amor a su fotografía, imagino entre mis manos su cara, y le beso con dulces y apasionados besos los ojos y los labios; le susurro al oído cuanto es que lo amo y lo mucho que lo extraño. Y creo, en medio de mi demencia , que todo esto que hago lo siente usted en la distancia.

domingo, 9 de agosto de 2015

Transformación.



Te convertiste en ausencia, la ausencia soledad y la soledad recuerdo.
Te volviste lagrimas, las lagrimas letras y las letras palabras.
Te tornaste desilusión, la desilusión apatía y la apatía muerte.
Pero mi amor por ti... No dejó de ser amor.

Me dejó llorando



No entendió  que la felicidad era hoy, y no mañana ni pasado;
Se negó a ver que la vida pasa y no regresa, no comprendió que la existencia se acaba...
Ignoró que cada día lejos de él  era  un día menos en mi vida, era  estar restando páginas a un capítulo en la novela de nuestro amor.
No quiso ver que me dejo llorando.

sábado, 8 de agosto de 2015

Se acostumbró.



Se acostumbró a mirarse en unos ojos distantes, fríos, muertos.
Se habituó a una existencia llena de trato indiferente, carente de pasión y llena de soledades compartidas.
Se acomodó al lado de un ser  sin pasión, ausente y lejano.
Se endureció y se resignó a vivir en una larga y letal agonía.
Se acostumbró tanto al desamor, que cuando el amor llegó, no supo qué hacer con él y lo dejó pasar.

El hombre de la guitarra ha muerto.

"El hombre de la guitarra ha muerto y no sé si estallar en risa con bruscas carcajadas, ó, dar rienda suelta a mi congoja.
"El hombre de la guitarra ha muerto."Lo mató la realidad de certera puñalada, que le insertó  en el corazón con la intención y el afán de asegurar su muerte.


Como buena soñadora que he sido y sin que esto me cause vergüenza alguna, debo reconocer que como muchas, me inventé mi propio modelo  de lo que para mi particular punto de vista se asemejaba más al llamado "príncipe azul" que aparece en todos los cuentos de hadas; porque toda mujer sabe lo que es desear a un hombre perfecto, que llega, cabalgando sobre un caballo blanco, después de haber vencido dragones para rescatarla de la torre de cristal en la que ha vivido encerrada sin ilusión alguna y en completa soledad y desamor.

Por supuesto en mi vida no podía faltar esa ilusión por tener mi propia historieta, mágica y única, tan llena de ficción y fantasía como la mejor; motivo por el cual, en lugar de un "príncipe azul" me inventé "al hombre de la guitarra" majestuoso, admirable, lleno de amor y sensibilidad. Ansioso por encontrar y hacer feliz a su princesa.

Por años esperé... y esperé... y esperé. Me aferré tanto a la idea y el propósito de que te tenía que llegar, que me pase la vida limitando mis sentimientos, me negué a amar, me resistí a sentir por estar esperando a ese hombre que según yo, era el único que podía amarme y a quien yo podía amar con un amor excelso y profundo. Y esperando se me fue la vida, no quise ver que el "hombre de la guitarra" como los "príncipes azules" no existen.

martes, 4 de agosto de 2015

Intento acercarme

Imagen tomada de: https://elcodigodelaemocion.wordpress.com

Yo trato de acercarme a usted totalmente desprotegida, con el alma desnuda y el sentimiento en la mano, en un afán desesperado por alcanzar y tocar su corazón, mas en cada uno de mis intentos el resultado siempre es el mismo, silencios evasivos ó bien, palabras esquivas.

Cada acercamiento va menguando las ilusiones, las quiebra, las pulveriza  en un choque abrupto y catastrófico contra el muro que le resguarda y lo rodea. Pareciera que el amor grande y sincero que le ofrezco, le causara miedo.

Entonces huye y se oculta tras sus excusas, se aferra a sus cadenas y la monotonía que lo mantiene a salvo y le conserva alejado del sentimiento que puede volverle vulnerable. Podría ser que este siendo demasiado benévola y hasta un poco ingenua al pensar que es solo cobardía de su parte y no ineptitud o incapacidad.

Intento acercarme a usted pero eso es imposible. 

viernes, 31 de julio de 2015

Sólo por ti.



Tú despiertas a la niña tierna e indefensa que vive escondida dentro de mí, que a ratos se vuelve caprichosa, llora y patalea por el dulce que no puede tener.
Me haces ser como una  adolescente subversiva testaruda, inconsciente loca y llena de vida que quisiera comerse al mundo de una sola mordida.
Después de ti me siento joven, me siento bella, me siento enamorada; creyendo que tengo una vida por delante para vivirla a tu lado.
Por ti me he dado cuenta que soy capaz de ser ramera en tu cama sin dejar de ser señora y dama
Soy mujer en toda la extensión de la palabra, pienso, sueño, lloro y amo.


domingo, 19 de julio de 2015

Quédate con ella.



No la dejes por mí, pues  yo soy amor arrebatado y loco, sentimiento  que besa y acaricia, emoción rebosante de infinita entrega, pasión sin límite y ardor que quema.

No la cambies por mí que te regalo alegrías y sonrisas, plenitud y presencia, paraíso y gloria, esperanzas e historia.

No la dejes amor,  que aunque ella ya no sepa amarte, al desamor y a lo malo ya te acostumbraste.

sábado, 18 de julio de 2015

Enamorada



No estoy enamorada del amor ni del príncipe azul de los cuentos de hadas, estoy enamorada de ti, simple mortal de carne y hueso  que merece y puede dar todo pero que no pide ni promete nada.

Estoy enamorada de ti, de tu timidez y tu insolencia, de tus temores, tu audacia, y tu extrema prudencia.

Me enamoré de tu personalidad  y tu presencia, de tu cerebro y tu sapiencia, de ese hablar y hablar cuando los nervios quieres quitar.

Me enamoré y no me conformo con tu ausencia, no quiero sentarme a esperar resignada y paciente cuando tu amor se ha vuelto en mi rebeldía.

¡Ayúdame!


 Alivia mi pena que sin ti no vivo... pero tampoco muero. 
¡Ayúdame!  le dijo la princesa al sapo tras besarlo amorosamente  intentando romper el hechizo para convertirlo en soberano, pero el final del cuento ya estaba escrito. No volvería a ser libre,  terminaría sus días al lado de la hechicera  que en anfibio lo convirtió. 

lunes, 13 de julio de 2015

Dios te bendiga mi amor.


Dios te bendiga mi amor. Cada minuto y cada hora de tu existir,  desde el momento en  que abras los ojos por la mañana y hasta que pongas la cabeza sobre la almohada para dormir.

Dios te bendiga mi amor. Por traer ilusiones nuevas, por hacerme ver que sigo viva, que aún respiro y que sigue habiendo un lugar para mí en esta vida.

Dios te bendiga mi amor. Por regalarme un sentimiento tan grande que me asfixia porque no cabe en el pecho, tan puro que hasta me hace querer ser santa.

Dios te bendiga mi amor. Por hacerme ver que la carne y el deseo, no son pecado cuando al cuerpo  y a la pasión los expía el amor.

Dios te bendiga mi amor, en ésta vida y en las que aún te falten por vivir.

sábado, 11 de julio de 2015

Algún día?


Algún día:
-Término usado por ilusos  creyentes que piensan  que los boletos a la felicidad existen y los venden en cualquier esquina.
-Denota exceso de fe y  confianza.
-Consuelo de necios incapaces de aceptar una realidad.

viernes, 10 de julio de 2015

El hombre que vivía una vida de mentira.


No es que crea que yo encaje en el grupo de las personas  conscientes  y comunes,  estoy entre las que poseen cualquier tipo de rarezas y locuras,  pero he conocido gente de lo más extraña  a lo largo de mi vida -que me hacen parecer normal-  como el hombre aquel que vivía de mentiras. 

Él era un hombre que a mi limitado y personal  entender prefirió sumergirse en un mundo lleno de falsedades antes de armarse de valor  y crear la vida que realmente quería. Le resultó muy cómodo tomar lo que se le fue  dando aún cuando no era lo que merecía ni necesitaba para ser feliz.

Lleno de supuestas culpas  y cargando conceptos heredados, se acurrucó en el sillón con las manos abiertas y se dispuso a recibir lo que consideró oportuno  prudente y merecido, aún cuando fueran un montón  de engañosas apariencias, que le hacían parecer un hombre completo y pleno. -Sé de lo que hablo, sé bien lo que es sentarse a mirar la vida pasar sin esperar nada de ella por creer que no se merece nada-

Se dedicó -como yo en algún momento-  a vivir una vida vacía, carente  de felicidad. Su rostro se volvió inexpresivo y hosco, su corazón se olvidó de amar y ser amado. Decidió caminar por la vida derrochando  apariencias, engañando a quien se acercara a él  ¿Acaso era esa su manera de vengarse?

No quiso ver la verdad, no intento siquiera enfrentarla. La Luz de la realidad cegó sus ojos en lugar de aclarar el panorama, debió ver que su mujer no era mujer por más culta y hermosa que pudiera parecer. Su hogar no era tal, sólo era una construcción convertida en hermosa jaula, en un laberinto que lo mantenía atrapado y perdido. Tendría que haber visto que las carencias afectivas, románticas y carnales no las llenan un par de hijos y un amigo que en la primera oportunidad le dio la espalda. Debió haber visto tantas cosas pero prefirió cerrar los ojos a la realidad.

El concepto mal entendido de responsabilidad suele atraparnos, a él... a mi... a todos. Lo diferencia entre el hombre que vivía de mentira y yo, es que yo me quité la venda de los ojos, rompí los barrotes de la jaula, aprendí a volar y decidí vivir de verdad.

jueves, 9 de julio de 2015

Algún día



Algún día mi amor...
Algún día juntaremos las almas y los cuerpos de sol a sol y para siempre

miércoles, 1 de julio de 2015

Afuera llueve...

Afuera llueve, estoy tirada en la cama mirando al techo sintiendo la fría humedad que abraza mi cuerpo y lo único que se me ocurre es  pensar en ti, tu recuerdo me acompaña en todo momento, tu recuerdo es el aire que respiro.
El sonido del agua al caer despierta la  imaginación y agudiza los sentidos, tu imagen de pronto parece volverse real, casi puedo escuchar  tu respiración, y hasta  sentir el calor de tu cuerpo junto al mío.
Afuera llueve y el gris del día me invita extrañarte y a tejer fantasías.  Me estoy inventando un futuro a tu lado. Intento adivinar cómo sería la vida contigo, cómo es despertar en tus brazos después de una noche  de sueño  compartido.
La luz de la mañana nos sorprende muy juntos, tan unidos que pareciéramos  un solo cuerpo  que al abrir los ojos y encontrar nuestras  miradas llenas de amor nos hace  sonreír agradeciendo a la vida la bendición de estar juntos.
"Buenos días amor" te diría cada mañana  al tiempo que acerco mi mano y mis labios a tu rostro para regalarte la primera caricia y el primer beso del día, y después  acurrucarme en tus brazos por un momento antes de levantarnos.
Imagino la cocina con olor a café, la mesa dispuesta para dos,  emanando aromas exquisitos  que invitan a un festín delicioso en el que participan los cinco sentidos y el amor.
La lluvia sigue cayendo, lavando el mundo allá afuera  y dando vida a mis sueños. Con tristeza en la puerta de nuestro hogar te abrazo muy fuerte y  te miro alejarte (es hora de trabajar) pero sé que volverás al atardecer, sé que trabajarás con alegría sabiendo que te espero, sé que regresarás ansioso y feliz por estar nuevamente a mi lado para amarnos tiernamente o llenos de pasión.
Puedo verme con una taza de café en la mano siguiéndote con los ojos llenos de admiración mientras trabajas en tu despacho  o arreglas el jardín, me veo con la cabeza recargada en tu pecho al ver la televisión, me veo acariciando con la mirada tu hermosa  desnudez  mientras te bañas o te vistes.
El agua golpea mi ventana y su sonido me lleva a imaginarme escuchando extasiada y  con atención la sabiduría que guardan tus palabras cuando hablas de lo que sabes y piensas. De pronto me parece escuchar tu voz entrando por mis oídos y acariciándome el alma.
Sigue lloviendo y resulta fascinante visualizar un mundo para dos por el resto de la eternidad. 

sábado, 27 de junio de 2015

Volveré


Construiré  nuevos caminos que me lleven a ti, porque voy descubriendo que después de conocer el paraíso en tus brazos  no podré ser de nadie más, volveré a ti una y mil veces con la esperanza de que un día ya no me dejes ir.

lunes, 22 de junio de 2015

Engañada por el diablo



Cuando más temerosa,  perdida y necesitada de amor  me encontraba,  apareció frente a mis ojos el diablo escondido tras una guitarra, con máscara de timidez y mirada encantadora.

Vestido  de amor  susurró a mi oído palabras cariñosas  y promesas falsas, me envolvió lentamente hasta  robarme el alma para después  hundirla  en los negros  abismos de su olvido.

Vestido  de pasión cubrió mi cuerpo de tiernas  caricias veladas de cálida dulzura hasta poseer mi piel adueñándose de ella desde el primer día para convertirme en su esclava.

Su egoísmo infinito oculto de bondad y grandeza me devoró en cuerpo y alma hasta convertirme en un guiñapo alejado del mundo y del amor, muerta en vida sin poder estar lejos de él.

domingo, 14 de junio de 2015

Que termine el viaje.


Aquel día




Aquella tarde se me  rompió la vida ante su negativa. Aquel día mis ojos se inundaron de rebeldía y brotaron las lagrimas a borbotones, mientras  él,  frío e  insensible no hizo más que mirarme